Técnica de Carrera

La Técnica de Carrera es la forma que tiene cada uno de ejercitar los diferentes movimientos del gesto de la carrera. Una buena técnica de carrera se puede decidir como un modelo ideal y eficiente desde el punto de vista biomecánico, motriz y energético. Es importante destacar que la técnica de carrera se puede aprender y (por supuesto) mejorar. Si entrenas la técnica presenta múltiples beneficios como prevención de lesiones y optimizar al máximo el rendimiento deportivo como corredor.

Es importante destacar que la técnica de carrera se puede aprender y (por supuesto) mejorar. Si entrenas la técnica presenta múltiples beneficios como prevención de lesiones y optimizar al máximo el rendimiento deportivo como corredor. 

¿Por qué es importante la Técnica de Carrera?

Una buena técnica en la carrera no solo puede ser la diferencia entre correr con o sin dolor, también puede ayudarte a mejorar tus marcas. Según un estudio de NCBI sobre las lesiones más comunes de los corredores, una mala técnica de carrera puede se la causade lesión de un corredor de hasta un 72% de los casos. 

Si quieres asegurar una buena práctica deportiva, se debe revisar tu estado físico y la técnica de carrera para prevenir lesiones deportivas. Algunos de sus beneficios son:

  • Reducir el riesgo de lesión
  • Aumentar la velocidad y mejorar el rendimiento
  • Economizar y optimizar la energía del entrenamiento
  • Retaso de la fatiga muscular
  • Aumentar la agilidad y coordinación
  • Mejorar la eficiencia y la eficacia de cada zancada

Aspectos importantes de la Técnica de Carrera:

  1. La Respiración: una correcta respiración es esencial para correr de forma eficiente. La respiración más recomendable para corredores es la diafragmática.
  2. La postura: una buena postura influye en la eficiencia y eficacia de la carrera. Una mala postura puede provocar diferentes lesiones: la mirada, los hombros, la rodilla, tobillos y pies. Todo es importante y todo se debe tener en cuenta de forma individualizada.
  3. Tipo de Pisada: Se debe valorar el tipo de pisada que tiene cada corredor para poder prevenir futuras lesiones y aconsejar el tipo de calzado recomendado. 
  4. La Cadencia: Se trata de la cantidad de pasos que se realizan por minuto. Es un concepto que está muy ligado a la amplitud de la zancada de cada corredor. La cadencia ideal suele situarse entre 180-185 ppm. 
  5. La Flexibilidad y la Fuerza: El estado físico general de cada corredor es importante e influye de forma considerable en su rendimiento y en la prevención de lesiones. 

Si acabas de empezar a correr o ya eres un runner experimentado, es importante revisar la técnica de carrera para prevenir futuras lesiones y para aumentar tu rendimiento deportivo y conseguir las metas deportivas. 

En Fisioterapia HEILSA disponemos de fisioterapeutas apasionados del running que pueden ayudarte a mejorar tus marcas y a aconsejarte sobre la técnica de carrera.