Heilsa

MAGNETOTERAPIA

Se denomina magnetoterapia al tratamiento mediante campos magnéticos.

Los campos magnéticos aplicados en medicina son de baja frecuencia y de baja intensidad. En la actualidad, se considera que su intensidad promedio es de 0,4 – 0,5 gauss.

La magnetoterapia produce un aumenta de la presión parcial de oxígeno en los tejidos, hace efecto sobre el metabolismo del calcio del hueso y sobre el colágeno, estimulando la osificación, la cicatrización de heridas, la relajación muscular la vasodilatación local, efecto antiinflamatorio y el efecto analgésico.

Para los tratamientos fisioterápicos empleamos campos magnéticos variables de baja frecuencia e intensidad, la máxima intensidad de aplicación no debe de sobrepasar los 100 gauss, aunque normalmente no se sobrepasan los 50 gauss más que en determinados tratamientos y por baja frecuencia entendemos frecuencias no superiores a 100 Hz.

Ventajas de la magnetoterapia.

  • Tiene como principal ventaja, la de tener una influencia eminentemente fisiológica que estimula al organismo en el sentido de su propia curación.

  • No tiene prácticamente contraindicaciones.

  • No tiene como objetivo específico la sustitución de ningún método terapéutico convencional, sino que por el contrario se logra complementar muy bien con la mayoría de ellos.

  • Resulta una terapia indolora.

  • Tiene una ejecución sencilla y rápida tanto para el paciente como para el terapeuta.

  • No necesita tener contacto directo con el cuerpo del paciente para ejercer su efecto terapéutico.

  • Tiene un elevado poder de penetración.

  • Los efectos obtenidos siempre perduran más allá del final del tratamiento.

La magnetoterapia está muy indicada en procesos reumáticos, artropatías degenerativas, artropatías inflamatorias, en reumatismos periarticulares, polimialgia reumática, síndromes discales, radiculitis, ciatalgias, periartritis, miositis y tenomiositis. También está demostrada su eficacia en trastornos de la osificación, osteoporosis, retardo de consolidación de fracturas y Sudeck. Además, se utiliza en el tratamiento de contusiones, esguinces, luxaciones, contracturas musculares y tendinitis, neuralgias braquiales, intercostal, del trigémino, lumbalgia, ciática y migrañas.

Contraindicaciones

Está contraindicado su uso en pacientes:

  • Portadores de marcapasos

  • Embarazo

  • Enfermedades víricas

  • Micosis

  • Hemorragias

  • Heridas hemorrágicas

En conclusión, se trata de una terapia muy eficaz y cómoda para el paciente al ser indolora y se obtienen muy buenos resultados dentro de la fisioterapia.

Si quieres probar los beneficios de la Magnetoterapia puedes alquilar nuestro equipo I-TECH MAG 2000 con la versatilidad de sus programas en Clínica HEILSA.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *